• Músicas Esquecidas
  • Contacto

Login form protected by Login LockDown.


YES publican un nuevo disco el próximo mes de julio titulado Heaven and Earth, probablemente el día 8 aunque se barajan otras fechas dentro del mismo mes. Así mismo comenzarán una gira por los Estados Unidos presentando el nuevo  trabajo además de interpretar dos de sus discos más celebrados, Fragile y Close to the Edge de manera íntegra. Tampoco hace falta que pongan esa cara de aburrimiento, en su momento YES fue una banda que arrasó a ambos lados del Atlántico presentando una música compleja, brillantemente interpretada y sumamente original, nada sonaba como YES, nada sonaría como YES. Los miembros del grupo, aparte de hacer gala de su virtuosismo, encontraron un sonido sumamente personal y por si fuera poco la tesitura vocal de su cantante, Jon Anderson, resultaba inconfundible moviéndose con gran facilidad en registros altísimos, vamos que si te pasabas con el volumen del “tocata” te podías cargar la cristalería de tu madre. Por cierto, nadie recuerda que el hermano de Jon llegó a militar en Los Bravos (apunte innecesario pero curioso)

Pero entremos en materia. Como no sé por dónde empezar comencemos por la portada que es lo primero que se ve. Se trata de una obra del gran Roger Dean, el mismo que se ocupó de casi todos los diseños de la amplia discografía del grupo así como de los escenarios y diversos logotipos. El bueno de Dean, que también trabajó con otras bandas como Asia ó Obsibisa, además de crear la imagen del sello Virgin, es un artista que imaginó un mundo propio de paisajes imposibles y ensoñadores y que fue masacrado y plagiado sin piedad por los creadores de la célebre Avatar. Un verdadero saqueo. Bien, el caso es que tenemos una portada a la altura de las circunstancias.

yes2sept14

¿Quiénes forman YES en el año 2014? Solo el magnífico bajista Chris Squire se ha mantenido en la banda desde su fundación a finales de los sesenta, por YES han pasado durante todos estos años la friolera de dieciocho músicos (y seguro que me he saltado a alguno) que no está mal considerando que es un quinteto y no una orquesta sinfónica. De las múltiples formaciones quizás la más emblemática sea la formada por Anderson, Howe, Wakeman, Squire y White amen de la más longeva. De este mítico quinteto faltan Rick Wakeman que en este caso es sustituido por Geoff Downes, teclista de ASIA y Buggles , y Jon Anderson, cuya plaza ante el micro lo ocupa un tal Jon Davison. Y  ahí empiezan los problemas, para muchos de sus fans unos YES sin su peculiar vocalista no son YES, pero la verdad es que el muchacho cumple como un campeón, su registro vocal es muy similar al de Anderson, quizás un pelín más bajo, aunque apoyado en la segunda voz por Squire las diferencias con el típico sonido del grupo son mínimas. En cuanto a Geoff Downes decir que es un veterano en la banda, ya había sustituido a Wakeman anteriormente  y el resultado había sido el magnífico Drama de 1980. También se ocupó de los teclados en el anterior trabajo del grupo, el irregular Fly from here.

yes3sept14

 

Estos remozados YES nos ofrecen en Heaven and Earth un trabajo que no desmerece a sus anteriores obras, siguen siendo totalmente identificables con su sonido clásico pero de ninguna manera llegan a las cotas de sus mejores obras. Es un disco de canciones, piezas relativamente cortas donde prima lo vocal sobre los paisajes instrumentales destacando en todo momento las bellas armonías construidas por el tandem Squire-Davison. Solo en la última pieza, la más extensa, sobrepasando los nueve minutos, la banda saca músculo, por lo demás todo transcurre de forma plácida con una preciosista producción a cargo de Roy Thomas Baker responsable de los mejores trabajos de QUEEN.

Como y ya dijimos, para presentar el nuevo trabajo, YES se embarcarán en una extensa gira americana que comenzará el próximo mes de Julio y que les tendrá ocupados todo el verano. Es ahí, sobre las tablas del escenario donde Jon Davison tendrá que lidiar con las clásicas composiciones anteriormente interpretadas por Anderson ante la escrutadora mirada de una verdadera legión de fans. Todo un desafío porque el repertorio es complicado. ¡Animo chaval! Animo y mucha clara de huevo.

 

POSDATA: Corría el año 1973 y el adolescente vivía en un país de tonos sepia. Cogió todos sus ahorros y los invirtió en un carísimo disco triple titulado Yessongs, volvió a su casa y desplegó la alucinante portada al tiempo que colocaba el primer vinilo en el giradiscos. Aquella música no se parecía a ninguna otra que hubiese escuchado antes, con aquellas voces que subían y subían alcanzando tonos imposibles. Estaba seguro que aunque pasaran las modas y los años siempre respetaría a todos aquellos músicos que un día le hicieron soñar.

 

Jose Tribeca