• Músicas Esquecidas
  • Contacto

Login form protected by Login LockDown.


Marcos Blanco Villaverde

Vida interior:
Haces que nunca me rinda.
Aunque tenga mis equivocaciones,
Aunque el día a día se empeñe,
Aunque me pinten del color
De los solitarios, no soy un perdedor.

El vacío del día a día me convierte
En el henchido espíritu libre que
Terminará logrando el mayor de los laureles:

La lucha eterna.

Tú distancia me vuelve indestructible,
Porque crece mi alma;
sóla, independiente,

y sabia

—————–

Poema de Dios a los hombres – Reilin (Marcos Blanco Villaverde)

Soy una curva eterna.
Languidamente prohibida.
Envidiada por los hombres.
Y entregado a la vil materia,
mi poder al fin se enfria.

Idealizando cada dia.
Cada movimiento es una cadena.
De imprecisiones,
de subjetividad…

Y a pesar de la lluvia, de tanta
barbarie mitigando la inteligencia,
todavia espero algo de vosotros.

Vosotros, mis semejantes.
Si, vosotros, que os habeis precipitado.
Altivos, perdidos y errantes.

No me importa vuestro pasado.
No me importa.
No me importa si habeis vivido
o si habeis matado.

Solo os juzgare como hombres,
hermanos del pecado,
bastardos sin piedad,
imperfectas fichas del azar.

Para mi vuestra fe,
es solo fe.
Yo os prefiero tal y como sois,
por que vuestro odio
ha sido cosa mia.

En cambio vuestro amor,
vuestro amor…

vuestro amor es algo tallado con humildad,
y vosotros me lo habeis enseñado:

Mis hijos.
Mi esencia.
Mi creacion…

Siento haberos decepcionado.